domingo, 28 de agosto de 2016

Día 833: Borrar los días

No existe una goma de borrar capaz de exterminar esos días que nos quedan largos. Las sombras se extienden por todos los recovecos, anulan la esperanza de una muerte rápida. Con placer alegamos la demencia de un tiempo perdido. Uno, dos o tantos, la capacidad del recuerdo se evade entre tanto murmullo agrietado. 
Tomemos fotos de nuestros cuerpos con el foco perdido. Arrojemos cerveza por los puentes de abajo, que hacia algún lado se lo llevan. Tirar y tirar, aunque sea en alguna dirección contraria al GPS. Esto no es un simulacro. Esto es lo que es. Nunca volverá a ser. Al menos de momento.
Y si pudiera decirlas todas juntas a esas palabras. Las convocaría a un paro. Huelga de sentimientos. Y si tanto joden los cielos. Es acerca de lo que pasa. Nos contaron la historia equivocada. Le erramos al precipicio. Los mexicas y su mambo divino, el corazón está al otro lado. Dejen de pifiarle. Para mejor vida de lo que pasaremos a ser. Un misterio más del que nos espera. 

No hay comentarios.:

Linkwithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...