jueves, 2 de febrero de 2017

Día 989: Racionalización de un acto sexual

Un insolente adecuado, que no devuelva el dulce la suave vulva. Que lama el fruto hasta dejarlo seco. Así debe tocar, feroz, la carne en busca de más carne, una carnicería de la lascivia. Todo agujero es casa. En libertad nos hallamos, camino a la gran muerte. No dejamos ni un souvenir, nos los cogimos a todos, con gusto y con saliva. Mucha saliva. No entenderían. Es cuestión de pulsiones nerviosas. No entraríamos en los detalles, aunque sí.
El tacto duro de tanto usarse. No dejen el profiláctico adentro del alma. No nos cuidemos, que venga lo que será, niño gonorrea. Perpetremos la especie. Anidemos el íncubo. Desde allá iremos.
No sé que tanto podré, un polvo salvaje, mecánico. Mi boleadora fuera de control. Desistan, arlequines y finjan el sueño del mañana. No toquen el interruptor. Lo bueno hace mal y eso es lo seguro.

No hay comentarios.:

Linkwithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...