martes, 9 de mayo de 2017

Día 1083: La reinvención de la muerte

De algún modo voy a renacer. No me preocupa saber cómo. Si la verdad es suficiente estará de mi lado. No soy creyente. No creo en nada. Estar es lo mínimo. Un mayor propósito. El fin de una lujuria sin freno. Podría estar toda la noche escondido en mi cobardía.
Compré el primer premio. El sorteo de mi vida. Así desnudo estoy cómodo, resisto al clima y no me retracto. No voy a confiarme. Algo puede salir mal, siempre. Está la cadena de hechos inalterables y yo en el medio. La lucha de fuerzas, algo que trae un motivo para sobrevivir, uno más, quizás el necesario. Adonde me lleve el alma no es asunto mío.
Doblé la esquina, allá dejé mi capacidad para el asombro. No me siento más curioso por aquello que tiene que venir. Las cosas pasan, de uno u otro modo. Cosas que pasan. En India o Bangladesh. No es distinto. No es igual. Parece y no. Dentro, fuera, dónde abriguen las circunstancias un camino al cual seguir. Ahí estaré, con lo poco que tengo, dispuesto a explotarlo todo y es así que las cosas pasan y a mí que pase, que no me importa.

No hay comentarios.:

Linkwithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...