viernes, 2 de junio de 2017

Día 1106: Bufonada

Me corté la piel para llegar a un lugar feliz. El mundo me lastimó y me hice cuero para resistir el embate. No creo en la agonía del valiente, de la suerte del que sobrevive o el que juega en la ambivalencia del espacio. Debí advertirles que iba a quebrar. Soy como un hocico que no pregunta, huele y avanza. Que poco el regocijo con nuestras semillas tiembla.
No diré frases obvias aunque tantas se escapen, el precio de una mente que no se detiene. Y el fin de lo que no, esa línea invisible que la ambición choca. Insistencia desmedida. Fui un poco neurótico, algo, suficiente para el epitafio. Que lo hagan de galletita y se coman mi cadáver. Esa fiesta a la que pocos invitan. Afortunados del silencio.
Brillaré aunque me corten la luz, aunque no tenga grupo electrógeno. Seré esa luz de emergencia, china, que se prende en los pasillos cuando alguien hace saltar la térmica con el calentador del mate. Iluminaciones será mi motivo y toda la oscuridad que me rodea el negocio. Montaré una República y que explote todo si me divierto.

No hay comentarios.:

Linkwithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...